10 ASPECTOS PARA ELEGIR EL CALZADO SANITARIO PERFECTO

Los profesionales sanitarios pasan gran parte de su jornada laboral en movimiento, por esta razón es necesario el uso de un calzado específico que facilite las tareas asignadas.

El uso del calzado de trabajo adecuado favorece la salud del trabajador y su rendimiento.

En el post de hoy te contamos los aspectos claves en los que debes fijarte para tener un buen calzado sanitario.

10 ASPECTOS CLAVE PARA ELEGIR EL CALZADO SANITARIO PERFECTO 

El calzado laboral es un elemento fundamental a la hora de prevenir y evitar lesiones, por lo que debería ser lo más adecuado posible según la actividad profesional. Según algunos estudios, el 95% de los accidentes que ocurren en el sector sanitario son evitables con una buena cultura preventiva. Algunos de estos “accidentes laborales” que sufren enfermeros, médicos o auxiliares, se deben a caídas, dolores musculares, lumbares, etc. consecuencia de un uso inadecuado del tipo de calzado.

Es difícil recomendar un único calzado para todo el colectivo de profesionales sanitarios, debido a que en función del cargo que desempeñe, el calzado necesitará unas características específicas. Así, ante sanitarios que desarrollen su trabajo en bipedestación estática durante largo tiempo (Ej: cirujanos), largas caminatas (Ej: enfermeras de urgencias), desplazar pesos o equipos (Ej: celadores), etc. se recomendará un calzado u otro.

Independientemente de tus funciones diarias, debes fijarte en estas características cuando vayas a elegir tu calzado de trabajo.

  1. PESO: Siempre se ha dicho que ‘el tiempo es oro’ y en los hospitales esta premisa es innegable. El personal sanitario trabaja a contrarreloj la mayoría de las veces, teniendo que desplazarse rápidamente de un lugar a otro por el hospital. Por ello, el calzado que se seleccione debe permitir la agilidad y estar fabricado con materiales ultraligeros. Esta es la razón de que la mayoría de los trabajadores escojan zuecos sanitarios.

Que sea ligero es muy importante para reducir la fatiga. Lo ideal es que pese entre los 200 y 300gr.

  1. ANTIDESLIZAMIENTO: En los desplazamientos de los trabajadores, debe estar garantizada su seguridad. Los accidentes laborales causados por caídas son la principal causa de baja laboral en nuestro país. Por ello, la suela del calzado debe ser antideslizante y permitir su agarre a las superficies. Cuando vayas a elegir calzado de trabajo fíjate en la suela, una suela antideslizante, que no resbale y posea buenas propiedades de fricción en seco y con un diseño que permita la dispersión de líquidos sobre superficies húmedas, facilitando la impulsión.
  1. RESISTENCIA: Otro elemento que el personal sanitario debe considerar para evitar accidentes laborales es la resistencia del propio calzado. Es normal encontrar zapatos resistentes a aceites, hidrocarburos o absorción de energía, un factor importante en caso de trabajar expuesto a radiación. También hay que tener presente la adaptabilidad, tanto al talón como al empeine, con el fin de evitar rozaduras.
  1. LIMPIEZA E HIGIENE: Los hospitales están llenos de virus y bacterias, por esta razón, el calzado sanitario debe desinfectarse tras cada uso o con cierta periodicidad.

Algunos zapatos sanitarios permiten el lavado a diferentes temperaturas, desde el frío hasta los 40ºC.  También hay calzado lavable y esterilizable, esto otorga un plus en la limpieza del calzado. Un zapato fácil de lavar y limpiar normalmente te durará más que otro que no sea lavable.

  1. COMODIDAD Y TRANSPIRABILIDAD: Dadas las horas de pie que pasa gran parte del personal sanitario, la comodidad es un factor que se debe tener presente a la hora de adquirir estos productos. Muchos zuecos y zapatos están forrados con materiales que, además de proteger, son transpirables y permiten respirar al pie.

En lo que a comodidad se refiere, los fabricantes han ido con el tiempo dotando al calzado de materiales más holgados. Así, las plantas con micropuntos o burbujas facilitan la circulación sanguínea (como es el caso de los Zuecos Calzuro), mientras que el material acolchado, más utilizado en zapatos cerrados que en zuecos, mejora la confortabilidad a largo plazo.

A la hora de elegir un buen calzado, presta atención en el diseño y los materiales. Una buena ventilación y transpiración en el pie es clave tanto por motivos de comodidad como por higiene.  Fíjate que tenga orificios, agujeros que permitan la ventilación o que el zapato esté fabricado con tejidos transpirables.

  1. FLEXIBILIDAD: Es fundamental que otorgue estabilidad al profesional, que controle la articulación subastragalina con un buen contrafuerte en el talón. Debe favorecer la articulación del tobillo y permitir la movilidad de los dedos. No tienen que quedar justos.
  1. ERGONÓMICO Y ANATÓMICO: La adaptación a los movimientos del pie de forma que estos sean eficientes, facilitando una marcha eficaz, para disminuir el cansancio. Debe ser un calzado fácil de quitar y poner.
  1. AMORTIGUACIÓN: Un calzado adaptado para la amortiguación de impactos ayuda a reducir las dolencias y molestias de espalda.
  1. HOMOLOGADO: Dentro del ámbito del calzado profesional, la certificación juega un papel muy importante, ya que un zapato avalado por un organismo tecnológico oficial será mucho más fiable que uno que no lo disponga. La certificación es la prueba que indica que ese calzado ha sido sometido a una serie de controles y pruebas de lo más estrictas, superando con creces los requisitos mínimos que debe cumplir el producto para cumplir su función de protección.
  1. AGARRE Y SUJECCIÓN: Para proporcionar estabilidad, sujeción y seguridad al trabajador, el calzado debe quedar sujeto al pie, ya sea mediante el cierre con cinta, cordón o velcro. Tener el pie bien sujeto al calzado es el punto de partida para poder desarrollar tu trabajo con total comodidad, seguridad y confianza.

Aprovechamos la ocasión para recordarte la importancia de adquirir tus zapatos sanitarios en establecimientos constatados y fiables, dado que el calzado sanitario está regulado por normativa. No todos los zapatos son aptos para trabajar en sanidad.

En ÁNADE, sabemos lo importante que es un buen calzado sanitario para poder trabajar cómodo y seguro durante una larga jornada laboral. Si estás buscando renovar tus zuecos sanitarios actuales, puedes hacerlo de la siguiente manera:

  • Online, realizando tu pedido en https://anadeshop.com
  • Telefónicamente, llamando al teléfono 915 218 871
  • Personalmente en nuestra Tienda Ánade, situada en C/San Bernardo 32.

 

Productos relacionados:

Empresa dedicada a la fabricación, venta y distribución de ropa de trabajo profesional de alta calidad. Especializados en el sector sanitario.

Sin comentarios

Sorry, the comment form is closed at this time.